Enzimas Pancreáticas

Aproximadamente el 85% de las personas con FQ tiene insuficiencia pancreática exócrina y por lo tanto una deficiente producción de enzimas para la digestión de nutrientes. Si el especialista en FQ las indica es para mejorar la absorción de los nutrientes incluidos en los alimentos. Si se olvida tomar las enzimas, puedes experimentar problemas para aumentar de peso y estatura, y tener evacuaciones más frecuentes y con mal olor, así como dolor de estómago. Si toma demasiadas enzimas o no toma suficientes enzimas podría sufrir una obstrucción intestinal, que se llama síndrome de obstrucción intestinal distal.

Tome sus enzimas justo antes de cada comida o los bocadillos. Su nutriólogo de FQ o médico especialista en FQ puede ayudarlo a ajustar sus enzimas a sus necesidades. No cambie su dosis de enzimas sin consultar con su nutriólogo de FQ o médico especialista en FQ.

 

Los niños pequeños no pueden deglutir la cápsula con enzimas, en este caso deberá abrirse la cápsula y darle los gránulos con un poco de agua o jugo. Los gránulos de enzimas no deben mezclarse con los alimentos ni triturarse ya que pierden eficacia.

El cuerpo necesita vitaminas y sin ellas no podría vivir. Cuando no se absorbe la grasa, las vitaminas solubles en grasa como la A, D, E y K no se pueden absorber. Por ello, la mayoría de los pacientes con Fibrosis Quística requieren de suplementación adicional de este tipo de vitaminas. Es fundamental que tome las vitaminas recetadas diariamente para dar a su cuerpo los nutrientes que necesita para estar fuerte, y evitar los problemas relacionados con la falta de vitaminas. Las vitaminas deben tomarse junto con las enzimas pancreáticas y alimentos para mejorar su absorción.

Quizá́ esté comiendo tres veces por día y tomando tres o más bocadillos, y aún así́ tiene dificultades para aumentar de peso o incluso mantenerlo. Su nutriólogo de FQ puede sugerirle agregar suplementos con altos niveles de calorías a las bebidas.

 

  1. Son útiles especialmente en personas con un índice de masa corporal (IMC) menor de 20 kg/m2.
  2. No suelen aportar beneficios en pacientes adultos con IMC mayor de 20 kg/m2 que mantengan un peso y clínica estable. No obstante, sí pueden ser útiles en personas con IMC mayor de 20 kg/m2 que estén perdiendo peso (ej. más del 5% en los últimos dos meses o más del 10% en los últimos seis meses). En el caso de la FQ estarían indicados especialmente en las reagudizaciones de la enfermedad durante periodos cortos.
  3. La aceptación de los suplementos y su cumplimiento adecuado es claramente mejor cuando se elige conjuntamente con el paciente o sus cuidadores, tanto el tipo (consistencia, sabor, enriquecedores de alimentos naturales…) como el momento más idóneo de su administración.

Alimentación con Sonda o por Tubo:

Además de las comidas ricas en calorías, los bocadillos y los suplementos nutricionales que se compran en los almacenes y farmacias, algunos niños requerirán de alimentación con sonda o por tubo para aumentar de peso y crecer.

Tubos de Alimentación

Si tiene poca energía, no puede hacer las cosas que quiere, o no puede aumentar de peso ni de estatura con las comidas, los bocadillos y bebidas con suplementos que está tomando, la alimentación por tubo puede ayudarlo. La alimentación por tubo le dará́ más fuerza, energía, peso y salud pulmonar. Recuerde que hay una relación entre el peso corporal y la función de los pulmones. Haga cualquier cosa necesaria para mantenerse lo más sano posible. Existen muchos tipos de tubos de alimentación, incluyendo los tubos de gastrostomía (botones), tubos nasogástricos (de la nariz al estómago) y tubos orogástricos (de la boca al estómago). Muchos adolescentes ingieren calorías por medio del tubo de alimentación con una bomba portátil durante la noche en privado, y luego tienen sus comidas y actividades de día normales. Hay muchos productos de alimentación por tubo.

 

Sin embargo la decisión final sobre el tipo de alimentación debe ser del nutriólogo de FQ.

¡Coma frutas y verduras! Los colores llamativos e intensos de muchas verduras y frutas nos indican que esos alimentos tienen más vitaminas, minerales y antioxidantes. Los científicos apenas están empezando a comprender la importancia de las vitaminas y los antioxidantes. Estos ayudan a sus pulmones a combatir la inflamación y al sistema inmunológico a luchar contra las infecciones.

Los granos, como el arroz (especialmente el integral), avena, maíz y cebada contienen muchos carbohidratos, energía y fibra. También contienen proteína, grasa, hierro, magnesio y vitaminas. Las nueces son ricas en calorías, proteínas, aceites, vitaminas y minerales. La carne, pescado, pollo, leche, yogurt y queso contienen muchas proteínas, vitaminas y minerales que son esenciales para el crecimiento y la salud.

El nutriólogo de FQ podrá elaborar la dieta más adecuada para cada paciente.

Necesidades alimenticias de los niños (1-3 años)

Calorías: La mayoría de los niños que empiezan a caminar necesitan entre 1000 y 1300 calorías por día. Sin embargo, en el caso de FQ puede requerir un 30% a 50% más de calorías, o sea, entre 1300 y 1900 calorías por día. Es importante recordar que es vital para toda la familia comer una dieta balanceada. Esta incluye productos lácteos; granos y almidones, frutas y vegetales y proteínas como carne, pollo, pescado y huevos de manera balanceada. Puesto que los niños que empiezan a caminar y que tienen FQ comen la misma cantidad que otros niños de la misma edad, debe agregarse más calorías a su dieta. El peso corporal parece tener una relación directa con mejor función de los pulmones. Haga todo lo posible por su hijo(a) proveyéndole comida rica en calorías. Deles leche entera a tomar con cada comida. Puede agregar más calorías a la comida del niño con FQ sirviendo productos lácteos de leche entera (como queso, yogurt y pudín) y agregando crema dulce al cereal, margarina o mantequilla, y queso adicional a algunos alimentos.

Los niños que empiezan a caminar que tienen FQ pierden más sal cuando sudan, en comparación con los niños de la misma edad que no tienen FQ. Esta pérdida puede reponerse agregando sal a la comida del niño y planeando bocadillos que contienen sal.

 

El nutriólogo especialista en FQ podrá diseñar la dieta más adecuada y con mejor balance para cada persona.

Nutrientes Importantes Para los Adolescentes con FQ

Calorías: Muchos adolescentes con FQ necesitan entre el 30 y 50 por ciento más de calorías que otros adolescentes. La grasa de los alimentos es la mejor fuente de calorías.

Proteínas: La cantidad de proteínas que necesitan representa entre el 15 y el 20 por ciento de sus calorías totales. Eso significa que entre 600 y 1000 de estas calorías deben provenir de fuentes de proteínas como la carne, productos derivados de la carne, leche, productos lácteos, pescado, mariscos, productos de soja, frijoles, huevos y nueces, etc. Los alimentos con alto contenido en proteínas frecuentemente son ricos en vitaminas, minerales y grasa.

Hierro: Necesitan más hierro durante la pubertad, cuando aumenta el volumen de los músculos y la sangre. Las carnes, pescados, mariscos, espinacas, frijoles, avena y pasas contienen mucho hierro.

Calcio: El cuerpo necesita más calcio cuando los huesos están creciendo. La mala absorción relacionada con la FQ produce una menor absorción de la vitamina D, y por lo tanto también de calcio. La leche y los productos lácteos contienen mucho calcio y vitamina D.

Zinc: El zinc participa en la función inmunológica, el crecimiento y la cicatrización de heridas. Las carnes, pescado, mariscos, frijoles, nueces y semillas contienen mucho zinc.